reflexión diaria

Día 74. Sobre esperar impaciente la llegada de las vacaciones

09/10/2022


¡Entrada número 100! Eso son 74 días de reflexiones y 26 artículos sobre otras cosas. Has sido capaz de llegar a este número en poco más de dos meses, puñetero. Este mensaje es para cuando vuelvas a esta reflexión en unos años…

En fin. Ahora mismo tengo a Lucía peleándose con una bolsa durante su proceso de preparación de lo que tenemos que llevarnos en poco más de 7 horas. Nos marchamos de viaje a una zona rural del sur de Castilla y León.

Y precisamente hoy pensaba en mi yo de hace varios años y como tal y como dicen filosofías como el estoicismo, no es lo que te ocurre sino el juicio que tienes sobre ello. Me recordaba a mí mismo sufriendo los últimos días de trabajo antes de vacaciones.

Cuando odias lo que haces, quieres que se acabe. Es común que pase con el trabajo, pero puede ser extrapolable a cualquier ámbito de la vida. En este caso voy a hablar de lo que conozco, que era mi enfoque laboral.

Aproximadamente una semana antes de irme de vacaciones, me sentía peor que nunca en el trabajo. Era como si fuese retorciéndome de angustia por ver lo cerca que estaba de marcharme y sentir que no llegaba el momento.

Lejos de estar contento por la cercanía del descanso, me torturaba de pensar que iba a ser un camino largo hasta ese momento, y que lo único que quería era que acabasen de una vez aquellos días u horas que se eternizaban.

Hoy en día tengo el mismo trabajo. Es cierto que hay cosas que mejorar, pero soy consciente de las posibilidades que tengo de hacerlo, y de las que no, ni siquiera me preocupo. Esto es un total y absoluto alivio.

Lo sorprendente es el cambio de enfoque desde algún tiempo atrás. Trabajo con gusto. Veo mis vacaciones cercanas, y lo comento con algunos compañeros, pero sobre todo, no sufro el ver que se aproximan pero no llegan.

Es más, ni siquiera pienso mucho en ello e incluso ayer, justo antes de acabar mi último turno antes de irme de vacaciones me quedé un rato charlando como si no importase el tiempo. Parece una chorrada, pero años atrás salía corriendo de allí como si me fuesen a hacer daño por quedarme un minuto más.

Al final descubres que es todo una cuestión de perspectiva. Podía sentirme desgraciado en cualquier ámbito y de hecho, aunque no es que me fuese de viaje sufriendo, sí puedo decirte que no disfrutaba al 100% de aquellas vacaciones.

En definitiva, lo de siempre. El cambio de punto de vista es lo que determina cómo te sientes con aquello que te pasa, y no al revés…

Hoy nueva canción que irá directa a la lista de Spotify de Hábitos de Cambio. Me ha gustado esta de FalKKone, King of Heroes, que me ha salido en el radar de novedades.

Cuídate mucho, y cuida qué enfoque le das a aquello que te pasa.

Si te ha gustado la reflexión o sencillamente te ha dado que pensar, me ayudaría mucho si lo compartes a través de tus redes sociales.

Y de antemano, ¡un millón de gracias!

¡YA A LA VENTA mi nuevo libro!

Puedes conseguir «Hábitos de Cambio» directamente en Amazon

Día 168. Sobre reflexionar y tomarse un descanso

Día 168. Sobre reflexionar y tomarse un descanso

03/02/2023 Hoy hace ya algunas semanas desde que escribí las reflexiones por última vez. Y hablo de las reflexiones porque he estado escribiendo otras ideas que me rondaban la mente. Lectura y escritura se han convertido en un buen pasatiempo. He de reconocer que...

Día 167. Sobre sentirse un novato

Día 167. Sobre sentirse un novato

17/01/2023 Quiero hacer un viaje a Italia. Concretamente a Roma y Florencia. Normalmente viajamos por España y hemos visitado cientos de ciudades a lo largo de los últimos más de 8 años, pero creo que es buen momento de dar un paso más. Tengo muchas ganas de ver Roma....

Día 166. Sobre los términos medios

Día 166. Sobre los términos medios

16/01/2023 Suelo evitar ver programas de televisión y entrar en foros o mismamente, Twitter. Creo que en la actualidad sirven como un generador de polarización de la sociedad única y exclusivamente, y eso me genera malestar. Tengo suficiente con mis duchas de agua...